OnlineLyrics Database

Browse Lyrics By Artist:
  1. #
  2. A
  3. B
  4. C
  5. D
  6. E
  7. F
  8. G
  9. H
  10. I
  11. J
  12. K
  13. L
  14. M
  15. N
  16. O
  17. P
  18. Q
  19. R
  20. S
  21. T
  22. U
  23. V
  24. W
  25. X
  26. Y
  27. Z

Tú rompió mi corazón by El Chico con la Espina en el Costado

Released on Tuesday, October 11th, 2005
More lyrics from Tú rompió mi corazónDejé la ciudad por ti, No te puedo hacer feliz, Dakota white room, Pasado, Esa chica rubia, La jipi, Inviernos en Bruc, La balsa, Historia de una huida, Miedo a la deriva, Moonriver, Parecida a Jean Seberg,

Todas las canciones tristes son inocentes Lyrics (by El Chico con la Espina en el Costado)

Letanía: Todas las canciones tristes son inocentes, todo lo que pasa en la vida se transmite a las canciones y te esfuerzas para que sean lo que a otros haga superarse, dar sentido a sus vidas, que se llenen de arte, que se llenen y que les acaricien por la piel, así las canciones te van tocando, te van llenando el alma, te van empujando, te elevan la cabeza hacia arriba y te dicen: "mira, mira, estás en el valle, mira las montañas, llega hasta ellas, tienes que alcanzar la cima, llegar hasta arriba". Hay que cruzar los valles en canal hay que encaramarse a todas las montañas para mirar hacia arriba y ver todavía lo que queda y lo que hay arriba es un segundo de gloria, es un segundo que dignifica la vida y que cuesta mucho esfuerzo porque el que tiene fácil una cosa siempre acaba por tirarla y buscar la siguiente. Hay que ponerse metas altas, hay que ponerse metas altas para llegar hasta el mañana feliz, y esperar a coger, a rozar, acercarse a ese segundo que se escapa por los poros de la piel, que se transmite en el alma, que se te ve en la cara, que estás deseando tocarlo, el segundo se va, se alza en el vacío y sólo queda un hilo que no sea la nada, el que te conduce a ese segundo de gloria que dura poco y que todavía queda mucho por conseguirlo, pero es un esfuerzo constante, es una alegría grande la que se siente cuando se acerca ese segundo, uno lo puede tocar con la punta de los dedos... y lo coge, y se acuerda que las canciones tristes le enseñaron a empezar cuando estaba hundido en el fondo y no podía más que lamentarse de lo que le pasaba sin darse cuenta que el problema estaba en uno y que era no marcarse un objetivo. Y agarrarse a la vida, y cansarse, y segui,r y seguir y seguir y seguir, y seguir por ese hilo que te separa de la nada y te acerca a ese segundo del todo que dignifica una vida entera, que hace que todo tenga sentido, que hace que la vida sea algo que cobre de verdad toda la fuerza que uno desea para ella. Que te rebose y que te de y que puedas dar y dar y dar y dar y dar, acercarse a los demás con cosas para dar. Un segundo de esos de toda una vida.

Voz: ¿Porqué siempre, siempre toca desandar? ¿Porqué hay que desandar? ¿Porqué siempre, siempre hay que volver atrás? ¿Porqué? ¿Porqué? ¿Porqué? ¿Porqué siempre, siempre toca desandar? ¿Porqué me toca a mí? ¿Porqué siempre hay que volver, volver atrás? ¿Porqué tener es temblar y poseer es el miedo a perder? No hay rehén, no hay prisión, las notas no matan. ¿Porqué siempre, siempre toca desandar? ¿Porqué hay que desandar? ¿Porqué siempre, siempre hay que volver atrás? ¿Porqué? ¿Porqué? ¿Porqué? Siempre, siempre toca desandar. ¿Porqué hay que desandar? ¿Porqué siempre hay que volver, volver atrás? Ven y salva a esta canción. Ven, haz cierta la ficción, ven y salva al mundo de su error, no hay canciones tristes, hay días como hoy. No hay canciones tristes, hay días como hoy.